Saltar al contenido
▷ Descargar libros gratis en pdf y epub 【2018】

Mi corazón en el Orquídea Cruise – Mark Miller

Mi corazón en el Orquídea Cruise – Mark Miller

 

Capitulo 1 del libro

Si piensas eso, es que no me conoces…– dije a carcajadas.
─Llegaré a hacerlo, de eso me encargo yo.
─ ¿De hacerme correr? – pregunté, bromeando.
─De hacer que te corras, que es diferente – dijo acercándose a mi oído
y susurrando. ¡Joder!, me puse roja como la grana y él, comenzó a reírse
sin control–. Me refería a conocerte muy bien, pero lo otro igualmente –
me guiñó un ojo.

Menos mal que habíamos terminado de, pues la conversación, con las
bromas, se me estaba yendo de las manos.
Pagó él, por supuesto, no me dejó hacerlo. Volvimos al barco y me
acompañó hasta la puerta del despacho.
─Gracias por acompañarme – me dijo mirándome a los ojos.
─No tenía otra opción, era una orden, ¿no? – dije chulescamente.
─Jugaré con esa baza entonces. Ya sé cómo conseguir lo que tanto
deseo.
─ ¿Y qué es… lo que tanto deseas? – Me atreví a preguntar, aunque
imaginaba por dónde iban los tiros, solo esperaba que fuera comedido,
pero es que me encantaba buscarle la lengua.
Acercó su boca a mi oído.
─A ti. Te deseo a ti.

Y tras un corto beso en la oreja, me dejó allí.
Diez puntos para el capitán. Y, esta vez, yo pierdo.
Me fui al camarote a descansar un rato, tenía ganas de relajarme. Lo que
me estaba ocurriendo con Paul, hacía que mi cabeza, estuviese a punto de
explotar.
No conseguía dormir, ni de broma, puse una película en el portátil y
estuve viéndola tirada en la cama.
A las ocho volví a mi despacho, todo el pasaje se encontraba a bordo y
estábamos a punto de zarpar. Muchos pasajeros vestían de blanco pues era el
día de la fiesta ibicenca. Yo llevaba un vestido blanco de tirantes, cruzado al
pecho y con una bonita caída, por encima de la rodilla. El pelo lo llevaba
suelto con una flor amarilla prendida a un lado, era de tela, pero parecía
enteramente natural.

Iba saludando pasajeros, por todo el barco. Se hacían rápidamente con las
caras de la tripulación y todos eran muy afables. A veces te cansaba pues te
sentías como si fueses un famoso, estrechando la mano de todo el mundo y
parándote a charlar con todo el que se cruzaba en tu camino.
Otra vez, tenía metida en mi cabeza la canción aquella de, Cuando zarpa
el amor, no podía dejar de tararearla.
Entré al despacho, revisé los emails y me fui a cotillear por el barco, a
controlar que todo estuviese en orden, en la noche temática ibicenca Fui por
la zona del bar de la piscina. Estaba bastante lleno de pasajeros del primer
turno que ya habían cenado y empezaban su fiesta. Pasé delante de un grupo
de holandeses, que iban de solteros y empezaron a hacerme la ola ¡Que
vergüenza! Yo sonreía, pero quería morirme. Luego, me pidieron una foto
con ellos, esas cosas eran las que tenías que aguantar y sonreír, pues entraban
en la rutina del trabajo…

De repente apareció Susan. Nos fuimos a pedir un coctel para tomarlo en
la barandilla que tanto nos gustaba.
–Traigo un cotilleo – dijo cogiendo los cocteles y andando.
–Cuenta, cuenta…
–Espera que apoye esto – dijo llegando a nuestro rincón.
–Dime… – dije disfrutando de la inmensidad del mar mientras el
barco navegaba. Por mucho que lo veía, siempre sería maravilloso
volverlo a hacer.
–La he tenido con Miss Habanera – dijo poniendo ojos en blanco.
–¡No! ¿En serio? ¿Qué ha pasado?
–Pues que, voy a recepción a entregar un reporte de un pasajero y
me atiende ella.
–Aja… – dije super intrigada.
–Cuando se lo doy y me iba a ir, me suelta que por qué no me
despido, porque… ¿Acaso tenía órdenes de hablar lo menos posible
con ella?
–¿Eso te dijo la estúpida?
–¡Digo! Y ya me volví y le dije, qué a mí, nadie me tenía que dar
órdenes. Luego bajé un poco la voz me acerqué a ella y le dije, que
tampoco necesitaba chupársela a nadie para mantener mi puesto y me
fui tan a gusto.

–¡Toma ya! Bien dicho, lo raro es que no te dijera nada.
–No, ya me lo dirá – soltó una carcajada.
–No la aguanto, te juro que no la aguanto. Por cierto, hoy me
ordenó salir con él, y comer en Livorno…
–¿¿¿Con Paul???
–Aja…


Ficha técnica

Título: Mi corazón en el Orquídea Cruise
Autores: M. M.
Publicado: may 2018
Tamaño: 0.59MB
Nº de páginas:678

Idioma: >Español

Formato: multiformato

OS: iOs, Android, Windows


Leer  en online

Mi corazon en el Orquídea Cruise online
el mejor libro asta ahora para leer Mi corazón en el Orquídea Cruise

Mira El Vídeo Para Enseñarte como bajarlo y convertirlo en  varios formatos!!


Descargar Enlaces:

Mi corazon en el Orquidea Cruise pdf

Descargar pdf

Mi corazon en el Orquidea Cruise epub

Descargar epub

↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓↓